Home / Beauty  / SUN’S OUT, SUNBLOCK’S OUT. Todo lo que necesitas saber sobre los bloqueadores

SUN’S OUT, SUNBLOCK’S OUT. Todo lo que necesitas saber sobre los bloqueadores

Todo lo que necesitas saber sobre los bloqueadores

Empecé a usar protector solar hasta hace relativamente muy poco. De niña nadie nunca me dijo que tenía que usarlo diario. Lo usaba cuando íbamos a la playa y me lo aplicaba una, si a caso 2 veces durante los días de verano, pero jamás en la vida diaria en la ciudad.

Pero resulta que sí necesitas usar protector solar ¡diario! Esté soleado, nublado, nevando, lloviendo, lo que sea. La cuestión con el bloqueador es que suele ser muy pesado y siento que solo me tapa los poros – lo cual es cierto, algunos bloqueadores lo hacen – y con el calor del verano, te queda la cara brillosa y pegajosa.

 

Si estás leyendo este artículo con cara de sorpresa, entonces seguramente te estás preguntando ¿por qué lo necesitamos usar diario?. Bueno, para empezar el sol te envejece, te puede dar cáncer de piel, y lo peor, te saca arrugas. Olvida los sueros, las cremas de noche, el retinol. Nada de esto servirá si no empiezas por proteger a tu piel del los rayos UV.

El sol emite dos tipos de rayos: los UVA que penetran hasta la capa de piel más gruesa, causando pérdida de colágeno, lo que lleva a líneas y arrugas; y los UVB que son los responsables de darte ese bronceado que tanto te gusta.

 

Ahora bien, ya te convencí de usar protector solar diario, pero entonces viene la pregunta, ¿qué tipo de protectores solares hay?

Existen dos tipos de bloqueadores, filtros físicos y químicos. Los físicos o pantallas totales reflejan toda la radiación solar, impidiendo que esta penetre en la piel y produzca enrojecimiento, quemaduras, etc. Son los típicos que te dejan con una capa blanca y se caen fácil. Los bloqueadores de filtros químicos, actúan absorbiendo la radiación solar y transformándola en otro tipo de energía no nociva a la piel, no te dejan una capa blanca y se sienten menos pesados.

 

Lo recomendado es utilizar un bloqueador SPF 30 o mayor y que sea de “amplio espectro”, esto significa que te protege contra los dos tipos de rayos UV. SPF significa Sun Protective Factor, y el número que le sigue es la cantidad de tiempo que puedes estar en el sol sin quemarte. Por ejemplo, un SPF30 significa que te va a tomar 30 veces más quemarte que si no trajeras bloqueador.

 

Hay una gran variedad de bloqueadores, en spray, crema, polvo, etc. Aunque tu maquillaje o hidratante tengan un factor SPF es necesario que aparte utilices un bloqueador, especialmente si planeas estar mucho en la calle.

Si no sabes qué bloqueador usar o por dónde comenzar, te dejo aquí mis favoritos.

Por Steffi Fink
Imagen vía Pinterest (Jane Birkin durante el Festival Internacional de Cine de Cannes de 1974)